Artículos

Cinco teorías que explican por qué las resacas empeoran con la edad

Por BioBioChile.cl | 18 Abril, 2017 - 15:07
  • cheers-839865_1280.jpg

Aunque no existe una explicación certera para este fenómeno, la ciencia ofrece algunas orientaciones.

La suma de edad tiene sus ventajas, pero con cada año que añadimos también vamos perdiendo ciertas características. Y una de ellas, es la habilidad de resistir las detestables resacas tras una noche de fiesta.
 
Sorpresivamente, nadie tiene una explicación certera para este fenómeno, pero 5 nuevas teorías científicas que lo han investigado podrían explicarlo.
 
1 – De a poco pierdes enzimas en tu hígado
 
Lo primero: el alcohol es una substancia intoxicante, por lo que tu cuerpo siempre debe procesar componentes como el ethanol. Tu hígado es el que se encarga de éste proceso, y como cualquier otra función de tu cuerpo, cada año de edad lo hace menos eficiente.
 
Las personas jóvenes tienen una mayor cantidad de enzimas, por lo tanto el proceso se vuelve extremadamente más simple y rápido y elimina las toxinas del alcohol sin ningún dilema. A una edad avanzada, sólo tienes una fracción de las mismas, y por tanto todas las toxinas se quedan más tiempo en tu cuerpo y convierten lo que antes sería una resaca normal en una pesadilla.
 
Ésta es una realidad que también afecta la cicatrización de ciertos tipos de heridas, y que fue descrita en detalle en una investigación disponible en la biblioteca de medicina de Estados Unidos
 
2 – El proceso de recuperación de tu cuerpo es más lento
 
Como cualquier otra actividad, la recuperación de heridas es algo que tu cuerpo no puede hacer tan rápido cuando llegas a cierta edad. Tu metabolismo, por ejemplo, es uno de los más afectados, por lo cual no puedes procesar la comida de manera más eficiente y terminas ganando peso más rápido. Ésto, en parte, también podría explicar el problema con la resaca, ya que es una consecuencia de un proceso normal del cuerpo humano.
 
3 – Podría simplemente ser tu estilo de vida
 
La explicación más simple, algunas veces, es la más adecuada, y por eso también que se ha teorizado con que quizás el problema es la percepción del tiempo de cada individuo.
 
Quizás no es que tu cuerpo no esté respondiendo lo suficientemente rápido, sino que tienes menos tiempo que dedicarle a tu resaca.
 
4 – Tus medicamentos podrían estar reaccionando con el alcohol
 
Con la edad, es probable que sufras de algunas enfermedades que necesiten tratamiento y medicación, y lamentablemente existen muchos farmacéuticos que reaccionan negativamente con los componentes de las bebidas alcohólicas.
 
Ésto podría causar reacciones alérgicas con comidas y bebidas, pero los efectos del alcohol son más fuertes. Según una investigación publicada en la biblioteca de medicina estadounidense, los medicamentos en contra de alergias, diabetes, hipertensión y otros podrían tener estos efectos negativos en la mezcla con alcohol.
 
Por supuesto, no es recomendable en absoluto que dejes de tomar tus medicamentos para evitar resacas, así que ni lo pienses.
 
5 – Estás intentando desafiar a la biología
 
Todos los datos sugieren un punto clave: el cuerpo cambia la forma en que aborda sus procesos mientras envejecemos. El peso que tengamos, el lugar donde vivimos y el trabajo que tengamos, todo afecta lo que nuestro cuerpo está acostumbrado y condicionado a hacer, y ésto incluye también el procesamiento del alcohol.
 
Puesto de manera simple: tu cuerpo no puede aceptar el mismo nivel de alcohol de los 18 años cuando tienes 29. Es fisiológicamente imposible. Pero bueno, eso no basta para quienes quieren intentarlo de todas maneras.