Artículos

Clinomanía, el enfermizo deseo por quedarse en la cama

Por Agencias | 17 Enero, 2017 - 16:06
  • ffustacax0e-kalegin-michail.jpg

Desorden psicológico acarrea también importantes perjuicios físicos.

No hay nada malo en quererse quedar todo el día en la cama luego de un desvelo, el problema están en quererlo hacer siempre.
 
La clinomanía es una condición en la que el individuo quiere permanecer en cama durante días, situación que trae consecuencias físicas y psicológicas.
 
El concepto viene del griego y significa la obsesión con el sueño. Se estima que cerca del 70% de las personas lo han padecido alguna vez.
 
Quienes poseen esta condición del sueño nunca descansan porque no hay una cantidad suficiente de horas que los haga sentir bien. Es por ello que nunca quieren levantarse, aunque ya hayan dormido 12 horas.
 
Este desorden psicológico es parecido a la ansiedad, a la depresión clínica o a la fatiga crónica. Lo que detona este comportamiento es querer escapar de los problemas.
 
Algunas de las consecuencias físicas que produce el pasar todo el día en la cama son:
 
- Fatiga. Para recuperarse del cansancio es recomendable dormir un máximo de ocho horas.
- Apatía y suelen estar más cansados.
- Mala circulación de sangre.
- Atrofia de los músculos.
- Desgaste de los huesos.
 
Es completamente normal que después de una fiesta quieras estar en cama todo el día y ver películas con la familia o dormir; pero es ideal levantarse de vez en cuando.
 
Por otra parte si lo que deseas es descansar todo el día puedes optar por tener una buena selección de películas, leer un libro, reunirte con un ser querido y recordar algún viaje.
 
Existen varias maneras de deshacerse de la clinomanía, por ejemplo con dieta y ejercicio. También existen inyecciones de serotonina, pero lo mejor definitivamente es acudir con un psicólogo.