Artículos

Brasil invernal: las propuestas para un destino más allá del sol

Por Agencias / LifeStyle | 23 Mayo, 2015 - 11:15
  • gramado-centro-8.jpg

Campos do Jordão, Gramado y Petrópolis son tres lugares que poseen variadas atracciones para desarrollar un turismo invernal.

Muchos asocian a Brasil como un destino turístico del cual sólo se disfruta del sol y playas paradisíacas, sin embargo, cuando llega la temporada de invierno se activa un turismo diferente a lo que estamos acostumbrados, con bellos escenarios similares al sur de Chile y Argentina.  

A fines de junio el invierno impone su fría presencia en buena parte del continente americano, esta es la temporada para los amantes de los deportes de nieve y para aquellos que optan por disfrutar de las vacaciones donde las bufandas, abrigos y botas son los accesorios preferidos en desmedro de los trajes de baño y el bloqueador solar.

Porque no sólo de playas y sol vive el hombre, Brasil cuenta con una amplia oferta turística invernal.

Campos do Jordão

Uno de estos destinos se encuentra en el estado de Sao Paulo a 170 kilómetros de la capital paulista, Campos do Jordão, llamada como la Suiza de Brasil, es la ciudad más alta del país (1.700 metros sobre el nivel del mar), es conocida por su clima frío y arquitectura europea. Cuenta con 212 casas de huéspedes y hoteles, así como una intensa programación cultural, como el Festival Internacional de Invierno que se realiza en julio.

Atracciones

 

Amantikir Garden

 

El parque, inaugurado en 2007 cuenta con 22 jardines inspirados en varias partes del mundo. Se encuentra estratégicamente ubicado en medio a la naturaleza nativa de la ciudad, con un mirador donde se observa una de las postales de Campos do Jordão.  

Museo Felícia Leirner

El espacio reúne alrededor de 90 piezas esculpidas en bronce, granito y cemento blanco; todo donado por la escultora Felícia Leirner al gobierno de Sao Paulo.

Festival Internacional de Invierno

En más de 40 años de historia, se ha convertido en el festival de música clásica más grande e importante de América Latina. Conocido y respetado a nivel internacional, el Festival es paso obligado de artistas de renombre de todo el mundo. Cuenta con presentaciones corales, orquestas sinfónicas y artistas extranjeros, que tocan en calles, plazas, iglesias y auditorios de la ciudad.

Gramado

Otro de los destinos destacados para las parejas que les gusta el clima europeo, es la localidad de Gramado, situado en el estado de Río Grande del Sur. Fue colonizada por alemanes e italianos, quienes la construyeron en medio de la naturaleza y le dieron ese aire europeo.

Destaca por su arquitectura, calles floreadas y su comercio de artesanía, ropas de lana y de cuero, además de objetos de decoración, vinos, quesos y sus famosos chocolates.

Su gastronomía se caracteriza por los sabores alemanes e italianos y por el refinamiento de los ambientes.

Además, es conocida nacionalmente como la Capital del Cine, puesto que alberga el festival más importante del país: el “Festival de Cine de Gramado” y es llamada la “tierra del chocolate”, por sus casas de madera artesanal de estilo bávaro, además de restaurantes especializados en fondue, cafeterías y decenas de chocolaterías. Es elegida como destino de luna de miel por el romanticismo del calor de la chimenea acompañado de un buen vino y el paisaje.

Gramado fue elegido como el mejor destino de viaje en Brasil, por el Premio Traveler´s Choice 2015, patrocinado por el sitio TripAdvisor. La ciudad también obtuvo el tercer puesto en el ránking que considera las ciudades favoritas de América del Sur, de acuerdo a los usuarios del sitio.

Atracciones

Dreamland- Museo de Cera

Es el primer proyecto de su tipo que presenta íconos del cine y la cultura pop en toda América Latina. Más de 50 artistas de cine y personalidades distribuidos en 18 escenarios temáticos.

Harley Motor Show- Museo de Motos

Es el primer espacio temático en toda América Latina enteramente dedicado a los apasionados de Harley Davidson. En una superficie de casi 1.000 m2 cuenta con más de 20 modelos increíblemente restaurados, que abarca casi un siglo de verdaderas joyas además de modelos modernos y actuales.

Snowland

Primer parque de nieve indoor en América y tiene una peculiaridad en relación con los parques al aire libre, que está acondicionado para la práctica de todos los deportes de nieve. Al entrar el visitante lleva su imaginación a un encantador pueblo alpino a los pies de una montaña nevada. Cuenta con más de 30 actividades para todas las edades.

Natal Luz

En diciembre, con motivo de la Navidad, ocurre el “Natal Luz”, un espectáculo de fuegos artificiales, sonido, desfiles, y uno de los mayores eventos navideños del mundo.

Petrópolis

Otro destino interesante para el invierno es la ciudad de Petrópolis. Ubicada en el estado de Río de Janeiro, fundada por el emperador Don Pedro II en 1843, la ciudad fue capital de Brasil entre 1894 y 1903.

Destino de vacaciones de la Corte Imperial y variados presidentes del país, hoy resaltan su gran número de atractivos que la van configurando como un centro turístico en temporada de invierno y su rica gastronomía, como el distrito de Itaipava donde concentran los mejores restaurantes de la zona.

Atracciones

Museo Imperial

Palacio de estilo neoclásico, construido por el Imperador Pedro II, que pasó largas temporadas allí con su familia hasta la proclamación de la República en 1889. Cuenta con 44 habitaciones, donde destacan el comedor, la sala de música, la sala del trono, los apartamentos imperiales y la oficina.

Su jardín fue planeado y ejecutado por Jean Baptiste Binot, botánico y paisajista francés. Cuenta con importante colección de documentos relacionados con el período imperial brasileño, destaca la pieza principal de la corona del emperador Pedro II.

Palácio Quitandinha

Fue construido a partir de 1941 por el empresario minero Joaquim Rolla, para ser el hotel casino más grande en América del Sur. Ha sido sede de muchos eventos destacados de bailes de carnaval, concursos de Miss Brasil y la Conferencia Económica Interamericana en 1954 que creó el BID.

Casa de Ipiranga

Construida en 1884 por el ingeniero alemán Karl Spangenberger, fue el segundo proyecto diseñado por su propietario, el financiero y exportador de café José Tavares Guerra, cuyos descendientes aún mantienen la casa. La decoración interior de lujo en oro, bronce, maderas finas y pinturas es una reminiscencia de una época de sofisticación.

Los jardines fueron diseñados por el botánico y paisajístico del imperio, el francés Auguste Glaziou, hasta el día de hoy se mantiene su diseño original.

>