Artículos

Destino final del "Solitario George" enfrenta al gobierno ecuatoriano y entidades de Galápagos

Por El Universo/ LifesStyle.com | 20 Septiembre, 2014 - 12:29
  • solitariogeorge11.jpg

La última tortuga gigante de la isla ecuatoriana murió hace dos años. Se trasladó al Museo Americano de Historia Natural de Nueva York, en donde se le hizo taxidermia, y se exhibe hasta enero del próximo año. Luego vuelve a Quito. No todos están de acuerdo....

Desde el pasado jueves el Solitario George, última tortuga gigante de la especie de la isla Pinta y símbolo de las islas Galápagos, se exhibe en el Museo Americano de Historia Natural de Nueva York (AMNH por sus siglas en inglés), Estados Unidos.

Se ha previsto que el quelonio permanezca en este sitio hasta el 4 de enero del 2015, eso como parte del convenio con el museo en donde se le realizó la taxidermia (arte de disecar) que duró más de un año.

A su retorno al país, el Solitario George sería expuesto en Quito. En Galápagos, de donde es nativo, se colocaría una réplica construida en bronce, señaló el Ministerio del Ambiente (MAE).



Según esta cartera de Estado, se tomó esta decisión debido a que por el proceso, al que fue sometido el cuerpo de la tortuga, requiere cuidados rigurosos. Agrega que para que se mantenga por miles de años son necesarias, además, condiciones especiales de humedad, temperatura y seguridades, las cuales, al momento, no existen en Galápagos.

El alcalde de Santa Cruz, Leopoldo Bucheli califica de “inaudito” que el quelonio no vuelva a las islas. “George es un ícono de Galápagos y debería regresar a Galápagos (...). Vamos a exhortar al Ministerio del Ambiente para que cambie su parecer en cuanto a esto”.

Para Bucheli, en el centro de crianza de tortugas gigantes Fausto Llerena de la Dirección del Parque Nacional Galápagos en Santa Cruz, lugar en el que George vivió sus últimos 40 años, se debería adecuar un sitio para el cuerpo del quelonio que murió hace dos años.

En eso coincide Alfredo Ortiz, exasambleísta y empresario turístico en las islas, quien considera que no afectaría al turismo la decisión de que George no esté en este sitio.



Sin embargo, cree que Galápagos no debe quedarse sin su símbolo. “Los turistas siempre verán con asombro el que George no esté en Galápagos y esté exhibiéndose en Quito. No sabríamos contestar qué pasó, por qué lo tienen en otro lugar”, sostiene.

El MAE señala que al momento aún evalúa el sitio en el que permanecería George en Quito cuando vuelva al país. El análisis lo realizan autoridades ambientales quienes deberán encontrar un lugar que reúna las condiciones para su preservación.

De su parte, el alcalde de Santa Cruz considera que el MAE debe dialogar con los habitantes de Galápagos, quienes, según él, desean a George de vuelta y, si es posible, reconsidere su decisión de enviarlo a Quito.

 
>