Artículos

Escogen las 10 películas más influyentes de la década

Por El Observador | 27 Noviembre, 2019 - 16:00
  • daniel-kaluuya-dejame-salir-get-out.jpg

En la lista elaborada por New York Times se encuentras animaciones como Frozen, producciones de Netflix y otras premiadas como Get Out.

No solo se está terminando el año, también se está terminado la década. Y por lo tanto, empiezan a aparecer los balances que repasan los hitos más importantes de ese período. Entre ellos están los que repasan las películas que dejaron huella. En una década en la que se impuso el streaming, en la que las franquicias y las historias conocidas dominaron por encima de las creaciones originales, pero que también marcó la aparición de nuevas voces en la pantalla, el séptimo arte dejó en el período 2010-2019 unas cuantas historias que quedarán marcadas. 

El diario estadounidense New York Times fue uno de los que realizó esa selección, en la que incluyó desde ganadoras del Oscar hasta taquillazos y nuevos clásicos animados, todos producidos en Hollywood, más allá de que en algunos casos estén involucradas voces extranjeras. 

Francotirador (2014)

Dirigida por Clint Eastwood y protagonizada por Bradley Cooper, la historia real del tirador de la Armada estadounidense Chris Kyle fue una de las películas más vistas de la década en su país de origen, y la única que logró ponerse en esa posición sin ser parte de una saga o ser un producto de Disney. Además, estuvo nominada al Oscar a Mejor película, aunque solo ganó uno de los seis premios a los que estaba nominada en esa edición, en una de las categorías de sonido. Según el New York Times, "con su postura pro-militar, pro-armas y agitando la bandera - además de tener un protagonista que cumple el rol de guerrero caído - mostró como venía soplando el viento político", en Estados Unidos, que dos años después votaría a Donald Trump como presidente. 

Los Vengadores (2012)

Hoy en día los superhéroes de la editorial Marvel dominan buena parte de la cultura popular, y la película que detonó definitivamente el fenómeno fue esta, la primera de la franquicia en recaudar más de mil millones de dólares a nivel mundial. Innovadora al conectar las historias previas de los personajes y unirlos en pantalla, convirtió a personajes como Iron Man y Thor en los favoritos de muchos niños y desató una moda que aún hoy sigue en pie. 

Blackfish (2013)

La única de la lista que no se estrenó en Uruguay, y también el único documental, fue elegido por haber generado un cambio real con su estreno, tanto a nivel público como legal. La película retrata la situación de abuso padecida por las orcas de Sea World, un parque temático marino estadounidense. 

Damas en guerra (2011)

"Ayudó a demoler el prejuicio de que las mujeres no pueden ser graciosas", establece el periódico neoyorquino como motivación para elegir esta comedia del director Paul Feig, destacando además a su protagonista, Melissa McCarthy, a la que considera como "una de las pocas nuevas estrellas aparecidas en la década". 

Frozen: una aventura congelada (2013)

Con su secuela a punto de estrenarse a nivel local, este filme de Disney renovó su vínculo tradicional con las princesas y los cuentos de hadas, aunque modernizando temas y estereotipos. A fuerza de Let it go/Libre soy, se convirtió en uno de los fenómenos más invasivos y masivos de la cultura pop reciente. 

¡Huye! (2017)

Otra candidata a Mejor película en los Oscar en esta selección, aunque en este caso es aún más peculiar: es una película de terror, pero también una sátira sobre los vínculos entre blancos y negros en Estados Unidos. Su director, Jordan Peele, se ganó un lugar entre los nombres más interesantes de Hollywood con esta historia, que generó un montón de parodias y dejó su marca en el género. 

Los juegos del hambre: en llamas (2013)

La segunda parte de la saga es elegida por haber instalado definitivamente a su protagonista, Jennifer Lawrence, como una gran estrella y por haber instalado un nuevo arquetipo en el cine: "una rebelde y una guerrera, más que una princesa", en referencia a Katniss Everdeen. 

Luz de luna (2016)

Protagonista de uno de los momentos más increíbles de la historia de los premios Oscar, fue también, con su triunfo en ese evento, la primera película dirigida por un hombre afroamericano en recibir ese galardón. "Su triunfo marcó un cambio en la industria luego de décadas de racismo institucionalizado", establece la selección sobre esta historia personal de un hombre contada en tres momentos de su vida. 

Okja (2017)

Y apareció Netflix. El servicio de streaming produjo esta película, dirigida por el surcoreano Boon Jong Ho. Esta historia de una niña y su mascota - un cerdo genéticamente modificado - fue la primera obra que lleva la N roja en presentarse a la competencia por la Palma de oro en el festival de Cannes. Al año siguiente, el evento le cerró las puertas a Netflix y dio pie a un debate que sigue aún hasta hoy. 

Star Wars: el despertar de la Fuerza (2015)

En 2012, Disney se compró Star Wars y anunció una nueva tanda de películas, de las cuales esta fue la primera. Ambientada treinta años después del final de las andanzas de Luke Skywalker y compañía, revivió a la franquicia y el fenómeno que acarrea, aunque también, destaca el NYT, empezó a mostrar el lado feo de los fanáticos, que empezaron a mostrar su lado más violento y reaccionario con esta película.  

>