Artículos

Santa Fe en Argentina encanta por su costanera, legado histórico y riqueza de localidades vecinas

Por LifeStyle.com / Télam | 2 Diciembre, 2014 - 15:02
  • santa_fe_argentina.png

En la ciudad de Santa Fe, uno de los grandes atractivos es el Puente Colgante que atravieza la Laguna Setúbal para unir las costaneras oeste y este.

La costa santafecina del Río Paraná ha tomado en los últimos años un impulso turístico que atrae a miles de visitantes de distintos puntos de Argentina, a quienes les ofrece, además, la opción de conocer diferentes localidades con la impronta de la diversidad inmigratoria que caracteriza a esta provincia del litoral.

"El turista que llega a nuestra ciudad no sólo cuenta con la costanera que ha crecido en forma ininterrumpida en estos últimos años, sino también la parte histórica y cultural de nuestras localidades vecinas que se han formado co las oleadas inmigratorias que llegaron a nuestro territorio", dijo el director Provincial de Turismo de Santa Fe, Javier Dellamonica.

"En los 800 kilómetros que tiene la provincia de Santa Fe sobre el río Paraná, los turistas y locales tienen la oportunidad única de practicar actividades náuticas de todo tipo, realizar pesca deportiva y disfrutar de la naturaleza y una costanera con una gran vida para el ocio y el descanso", señaló.

El recorrido propuesto por el funcionario incluye el gran patrimonio histórico y cultural compuesto por las colonias judías, como la ciudad de Moisés Ville, Cayastá -primer emplazamiento de la capital santafecina- a sólo 80 kilómetros de la ciudad, y el Campo de la Gloria en San Lorenzo, donde se desarrolló la famosa batalla que libró el cuerpo de granaderos a caballo, germen del ejército libertador del General San Martín.

"Además, en materia histórico la provincia ofrece lugares como la ciudad de Alcorta, al sur de la provincia, donde se produjo la famosa rebelión agraria de los pequeños y medianos arrendatarios conocido como "Grito de Alcorta", o el monumento a la Bandera, en la ciudad de Rosario".

En la ciudad de Santa Fe, uno de los grandes atractivos es el Puente Colgante que atravieza la Laguna Setúbal para unir las costaneras oeste y este.

Construido a principios del siglo XX, la estructura se desplomó el 28 de septiembre de 1983 como consecuencia de una gran inundación y hubo que esperar hasta 2001 para verlo nuevamente levantado y constituirse en uno de los más significativos atractivos para el turismo.

Otra obra emblemática que ya lleva más de 40 años es el túnel subfluvial que pasa por debajo del Río Paraná y es el camino que une a la ciudad de Santa Fe con la capital entrerriana.

"Con Paraná trabajamos en forma mancomunada enmarcados bajo el producto: dos ciudades, un destino, que le permiten al turista pernoctar en cualquiera de ambas y disfrutar de los atractivos que ofrecen las dos capitales provinciales.

"Capitalizamos también el turismo de reuniones porque las dos ciudades cuentan con una gran capacidad para este segmento turístico, con mayor capacidad de alojamiento", precisó Dellamonica.

"Hoy tenemos cerca de 8 mil plazas hotelera que se complementan con las que tiene la ciudad de Paraná. Eso iguala en numero lo ocurre en Rosario, con la que tenemos una sana competencia", agragó.

En tal sentido, el funcionario destacó el posicionamiento relevante que está teniendo la ciudad de Rosario a nivel nacional e internacional dado por su enorme conectividad aérea y terrestre.

"La conectividad aérea que esta teniendo hoy Rosario con Brasil, con vuelos que llegan todos los días, a lo que se suma la conectividad que se dio con Rosario-Cataratas, es una vidriera en la que nos queremos reflejar", dijo.

De regreso al tema de la costa, Dellamonica señaló que en la temporada de primavera-verano, los turistas de Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires eligen los complejos de cabañas que se multiplican a lo largo de la costaneracon el objetivo de disfrutar de la naturaleza como un gran espacio recreativo.

"No podemos ignorar que todo lo que es el mayor desarrollo se da en la costa: 100 kilómetros para el norte otros 100 para el sur partiendo de la ciudad", explicó.

"Hablamos de localidades como Cayastá, San Javier, Román, o Reconquista, que han crecido en torno a este tipo de propuesta de turismo aventura y recreativo ligada al río", añadió.

Pero también hacia el interior de la provincia las propuestas son diversas en circuitos, sobre todo productivos, como las que ofrecen las ciudades de Esperanza, Rafaela o Sunchales -capital nacional del cooperativismo, más hacia el centro de la provincia.

"Están enmarcadas en la cuenca lechera en una ruta temática que hemos denominado: La Ruta de la Leche, y que vincula las ciudades de la cuenca lechera con visitas a tambos, quesería y degustación de productos, y después visitar ciudades como Sunchales -capital nacional del cooperativsimo-, lo que tiene que ver el grupo Sancor, la industria y todo lo que moviliza", explicó.

Una excelente opción es conocer el gran espectro de colectividades que pueblan las diversas localidades santafecinas, cada una con sus costumbres traídas de europa y oriente medio.

En tal sentido, destacan la ciudad de Esperanza, poblada por inmigrantes venidos de Suiza y Alemania, o Colonia San Carlos donde se puede adquirir excelente cristalería con técnicas aportadas por los inmigrantes suizos, alemanes y sirios.

>